Deportivo basado en el Type 41 Royale

Veyron Ettore Bugatti

La empresa francesa Bugatti acaba de presentar el último modelo de la colección “Veyron Grand Sport”, se trata del flamante “Veyron Ettore Bugatti”, un súper deportivo basado en el emblemático “Type 41 Royale”. Con este coche Bugatti cierra su colección de los llamados “Les Légendes de Bugatti” (Las leyendas de Bugatti).

El Veyron Ettore Bugatti tiene como inspiración el no menos famoso Bugatti Veyron 16.4 Grand Sport Vitesse, como los demás coches de esta colección de “leyenda”. Cuenta con un potente motor de gasolina turbo 8.0 W16 de 1.200 CV/1.500 Nm que va de 100 km/h en tan solo 2.6 segundos, todo un rayo en cuatro ruedas, alcanzando una velocidad máxima de 408,84 km/h.

Aluminio con estilo

Como todos los coches de esta colección, el Veyron Ettore Bugatti resalta por su belleza estética, lujo y estilo. Vemos la parte frontal de aluminio pulido con acabados hechos a mano, debemos resaltar que Bugatti es la única marca de autos que utiliza el aluminio para revestir sus coches, el aluminio también está presente en los laterales, puertas, paragolpes y hasta el capó. Todo resaltado con un sobrio color carbono azul oscuro.

Neumáticos diseñados por Ettore Bugatti

Los neumáticos son también un tema que resaltar, el Veyron Ettore Bugatti cuenta con llantas con 8 radios dobles exclusivas perfiladas por diamantes de corte, que combinan un color entre azul oscuro y plateado: Estas llantas han sido diseñadas por el propio Ettore Bugatti, muy similares a las que son utilizadas en autos de carreras. No podía faltar el emblemático logotipo en platino “EB” (de Ettore Bugatti) en los neumáticos y en la tapa del tanque de gasolina.

Cuero por dentro y detalles finos

El Veyron Ettore Bugatti tiene dos tipos de cuero en su tapicería, uno de cuero de ternera tradicional en marrón; y cuero cordobés natural el que se curte por 6 meses y es utilizado en calzado fino, famoso por ser resistente y suave al tacto.

Los detalles no podían faltar en un auto de esta clase, vemos en tapa del cofre un elefante recubierto de platino, este adorno fue esculpido a mano por el hermano de Ettore, Rembrandt.

Agregar comentario