Porsche se ha preocupado de su nuevo modelo 911, el que en esta oportunidad es más largo, ancho y potente, aunque más económico.

Porsche 911 Carrera 2012
Porsche 911 Carrera 2012

El nuevo Porsche 911 es mejor que sus antecesores, y es que increíblemente la empresa ha dicho es más largo, bajo, ancho y rápido que el modelo del 2011, el punto de incluso ser más eficiente en la administración del combustible ¿Puede creerse tanta maravilla? Sí, pues Porsche se ha esmerado mucho en su nueva generación.

La distancia entre los ejes se ha alargado, la parte delantera es más ancha y el peso de la parte trasera se ha distribuido de mejor forma para así equilibrar más el auto, lo cual se traduce en una estabilidad mientras se conduce increíble, así como también los saltos en las curvas y permite que las salidas de éstas sean más rápidas con una dirección aún más precisa.

Ahora los sistemas electrónicos de suspensión y el control de tracción están mucho mejor trabajados, permitiendo con ello que la respuesta de la dirección sea ágil en todo sentido y complazca los deseos caprichosos de un conductor que busque deportividad en todo momento.

El modelo de prueba que se ha testeado posee un motor de 3.8 litros (Carrera S) y está equipado con el Sport Chrono Package. De esta forma el funcionamiento del motor se adapta a las necesidades del conductor, lo que facilita y contribuye a una conducción más deportiva que nunca. El automóvil se siente grande, en todo sentido, tanto como un Audi A6 aunque en la realidad no sea así.

Hay quienes se han atreviso a llamarlo “Carrer-Amera” por la evidente influencia que ha tenido sobre esta nueva versión el Panamera que todos conocemos, y eso queda a la vista al abrir la puerta y entrar al habitáculo principal, donde la consola es sumamente extensa y llena de botones.

Las nuevas características del Carrera 911 dicen que tiene 350 caballos de potencia, mientras que el Carrera S tiene 400 HP, incrementando con ello 5 HP más en el primer modelo y 15 HP en el segundo.

Agregar comentario