Los fabricantes alemanes creen en el mercado chino, pues aunque la economía se congela el nivel de las ventas sigue creciendo en China.

BMW M3 Coupe
BMW M3 Coupe

Mientras que la demanda de toda la industria comienza a desvanecerse y congelarse, los más importantes fabricantes de autos de lujo – Mercedes Benz, Audi y BMW – confían en que las ventas en China seguirán tal y como lo han hecho hasta ahora. Las estadísticas a la fecha son muy favorables, y es que tan sólo Audi consiguió un 53% de ingresos en Julio (China), si se compara con el año anterior.

Mercedes Benz también tuvo muy buenos resultados en el mercado asiático (China), y por ello triplicó las ventas de sus autos de lujo a 14,500 unidades. En cuanto a BMW, la fortaleza del hasta ahora más emblemático vendedor de autos de lujo, China significó un aumento en las entregas de vehículos tan importante, que éstas se incrementaron en un 82% (13.852). Alemania no está del todo bien, por ello las ventas en Asia se transformaron en un respaldo sumamente importante, ya que Mercedes y Audi bajaron las cifras y BMW apenas consiguió aumentar en un 4%.

China se comporta como la súper potencia que es en todo sentido, y es que no sólo es el país con mayor necesidad energética del mundo (superando a Estados Unidos), sino que también tiene la chance de superar la demanda global de vehículos de lujo en el 2010, según las fuentes de JD Power & Associates, quienes estiman que las comercialización del segmento lujoso crecerá el doble durante el presente año, sobrepasando en un 20% a la demanda global y tocando los 1.1 millones en el 2015.

Quienes están lidiando con el mercado chino dicen que parte de los elementos que están presentes hoy y permiten un crecimiento como éste, son el contar con la voluntad de gastar, un fuerte crecimiento y una competencia muy limitada. La explosión de estos factores es impresionante, asegura Michael Dunne, presidente de Dunne & Co. ¿Cómo beneficia China a los fabricantes alemanes? Muy sencillo, manteniendo el respaldo del crecimiento estable, aún cuando la cantidad de ventas en Europa para los primeros seis meses, apenas llegaba al 0,6%. Sólo en Alemania la matrícula de vehículos descendió un 30% en Julio, según la Oficina Federal de Vehículos Motorizados en Flensburg.

El detalle de las ventas en China sorprende

Aunque sabemos hubo ganancias y China es sinónimo de felicidad para los fabricantes alemanes, nunca está de más revisar las estadísticas. Audi es uno de los productores de modelos de lujo que está más contento con el mercado asiático, ya que hasta la fecha ha superado otros mercados con modelos tan famosos como el Q5 (Suv), el A8 (sedán), los que promovieron el crecimiento de la marca en este mercado en un 53% y ayudaron a un alza del 7.7% a nivel mundial.

Para BMW es similar a la experiencia de su compatriota, pues las series 3, 5 y 7 se vendieron de forma tal que no hay registro de una situación de este tipo en al menos dos años y medio. Las ventas en China significaron el 11% de la comercialización de la compañía.

Agregar comentario